Vídeo: “Un nuevo yo despierta”.

Letra:

La diferencia real
Entre el día en el que te sientes capaz
Y ese, en el que te crees que ya no puedes más
Está en cómo te sientes, no está en tu capacidad
Esa la tienes y se mantiene exactamente igual.

Dudaron de mí y dudé de mí
Porque creí que ellos sabían cosas que yo no sabía
Hasta que vi, que no tenían ni idea sobre mí
Que, en frente, no se abría un camino, sino mil.

Y sonreí, porque entendí
Que ahí adelante no había felicidad esperándome
Tenía que ser yo quien la llevase desde aquí
Desde ahora, desde este mismo instante
Y, olvidarme de que mi autoestima dependa de nadie.

Prefiero gustarme a gustarte
Sienta bien decirlo, pero creerlo, de verdad, es aún más grande
No sabes lo que vales hasta que llegan los baches
Aprende de los planes que no salen.

Un nuevo yo despierta
Un nuevo yo mejor de lo que era y con más fuerza
Un nuevo yo que acepta que hay metas que le superan
Pero, que ante el problema no se rinde, se reinventa.

No se rinde, aunque sí le apetezca
Aunque dude y parezca que no merece la pena
Porque la paz no la regalan, se pelea
Contra los que están fuera, contra tu propia conciencia
Contra limitaciones y carencias autoimpuestas.

Un nuevo yo despierta
Cada transformación con más pasión y más cabeza
Más sabio cuanto menos certezas
Cuanto menos se quejen y más compromiso le echa
A no esperar la vida ideal e ir a por ella

Así que, si pretendes que me rinda, ten en cuenta
Que si hay una promesa que me representa, es esta
Jamás voy a dejar de trabajar por mis ideas
Mi única meta es estar en paz con mi conciencia
Un nuevo yo despiertaEl viejo yo, se me quedó pequeño
Crecí, lo siento pero ya no quepo ahí dentro
Siempre es un trauma deshacerse de lo viejo
Pero ahí lo dejo y no volveré

No hay marcha atrás en eso de cambiar e ir creciendo
El miedo al qué vendrá no va a evitar que lleguen riesgos
La vida es movimiento, o te mueves tú o te mueven ellos
Quiero pensar que puedo gestionar mis tiempos

Debo aceptar mis cambios y sacarles provecho
Debo creerme que crecer es bueno
Que lo sea o no, si soy sincero, es lo de menos
Porque no tengo elección, quiera o no, crezco.

Hay luz al final, tras la luz otro túnel
Después más luz, todo es un bucle
Túneles y luces, tramos rectos, cruces, un trago amargo otro dulce
Todo se reduce a aceptar que somos dualidad
Y, hasta que no lo asumes, es normal que te frustres.

Toca espabilar, las cosas ocurren
Y ocurren cuando ocurren
Te venga bien, te venga mal
Te guste o no te guste, ocurren.

Pero el barco no se hunde, tú crees que sí porque cruje
Pero sigues aquí porque siempre se abren las nubes
Y no es una frase de una historia, y vacío y cutre
Es una realidad tan cierta como que se sufre.

Y un nuevo yo despierta
Cada transformación con más pasión y más cabeza
Más sabio cuanto menos certezas
Cuanto menos se quejen y más compromiso le echa
A no esperar la vida ideal e ir a por ella.

Así que, si pretendes que me rinda ten en cuenta
Que si hay una promesa que me representa, es esta
Jamás voy a dejar de trabajar por mis ideas
Mi única meta es estar en paz con mi conciencia
Un nuevo yo despierta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.